Germinados fácil en casa

Los germinados son un súper alimento con más nutrientes y que fácilmente pueden transportar al organismo humano, la mayor proporción de la energía vital de la misma planta viva. Está repleto de clorofila, enzimas, vitaminas y aminoácidos y su obtención es sencillísima.

Las semillas al germinar liberan los nutrientes a manera de estallido de energía capaz de producir mediante una gran fuerza energética vital, una planta. En ésta se concentran todas las características del ejemplar. En una semillita está contenida el nacimiento de nuevos árboles, plantas, o vegetales, todo dentro de esa pequeña semilla, la corteza, la savia, flores y frutos.

La semilla empieza a desarrollarse en el momento que entra en contacto con el agua, oxígeno y calor necesario, durante esta etapa de absorción, la semilla duplica su tamaño, rompiendo la cascara que la rodea, sus enzimas se activan y comienza la transformación maravillosa, el milagro de la vida.
Consumir germinados de semillas es comer vida, incorporando el vigor y la energía de este proceso al cuerpo, el cual, sabrá aprovechar al máximo. Además, sus efectos desintoxicantes y reconstituyente ayuda a que nuestro cuerpo se mantenga sano.

Los germinados poseen sustancias amargas y aceites que favorecen el metabolismo, estimulan las secreciones del páncreas, los procesos de eliminación y regeneran la flora intestinal. Tienen bajo contenido calórico y sacian por más tiempo.

La clorofila contenida en el brote permite que nuestra respiración celular aumente, el metabolismo celular se activa, mejora las defensas, la resistencia y su capacidad de regeneración, los procesos naturales de curación se activan, depura la sangre, frena las infecciones y la proliferación de bacterias, activa la glándula tiroides.

Son una gran fuente de vitamina C, betacarotenos, complejo B, Vitamina E, Vitamina K, minerales y oligoelementos, aminoácidos esenciales, las cuales aumentan las defensas naturales, desintoxican y reducen de peso, retrasan el envejecimiento, revitalizan las funciones sexuales.

Germinar es muy fácil

¿Qué necesitas?

  • Frijolitos chinos, o el grano o semilla de tu preferencia.
  • Un frasco de vidrio de boca ancha.
  • Gasa o tela de tull.
  • Cinta o una liga.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Procedimiento

1.- Selecciona la cantidad de granos que quieres germinar, yo te recomiendo de 4 a 6 cucharadas. Lava muy bien el grano.
2.- Colócalos dentro del frasco de vidrio y cúbrelos de agua.
3.- Tápalos con la gasa o una tela que permita el paso del oxígeno y que te sirva de red para posteriormente enjuagar los granos.

 

4.- Déjalos en remojo toda la noche. Esto solo será el primer día, luego no volverán a estar en remojo.
5.- Al día siguiente bota esa agua del remojo y enjuaga bien el contenido, verás que ya han duplicado su tamaño.

6.- Después de enjuagarlos, vas a voltear el frasco de manera que quede boca abajo con una inclinación más o menos de 45°. La semilla necesita un aporte continuo de agua pero con mucha precaución, ya que, si queda sumergida totalmente en agua por varios días, se impide que pueda respirar el oxígeno externo, la germinación se detiene y ocurre la putrefacción.
7.- Vas a lavar y voltear 2 veces al día, hasta que el agua salga completamente limpia.

 

8. Al segundo día verás como ya han empezado a germinar y harás lo mismo, enjuagar y voltear para que escurran todo el exceso de líquido, 2 veces al día.

9.- Al tercer día te sorprenderás de ver lo grande que están. Tú puedes escoger, darles un día más de crecimiento, pero a mí me gusta dejarlos de ese tamaño, he notado que un día más le da un toque de amargura al germinado. Ya irás probando como lo prefieres.

10. Ya para finalizar, los lavo bien y procuro quitar todas las cascaras del grano, para dejar solo el germinado y ¡LISTOS PARA COMER!

Tengo que comentarles que entre las cosas maravillosas que se me presentaron este año que acaba de terminar, está mi formación en biomagnetismo y bioenergética, tema con el cual estoy muy entusiasmada, he visto resultados, recuperaciones y sanación a nivel físico, emocional y por supuesto energético, sorprendentes Ya antes había elaborado germinados para consumo en mi hogar, pero esta vez, incluí el uso de mis imanes durante el proceso de germinación y les aseguro que fue sorprendente la rapidez con la que germinaron. En el paso de sólo 12 horas el crecimiento se duplicaba en comparación de cuando lo hacia sin el uso de los imanes. Voy a hacer una producción especial sólo para comparar y mostrarles la diferencia, y les contaré sobre mis estudios de biomagnetismo que son fascinantes.

Los germinados de la variedad que quieras, son alimentos energéticos y en esa pequeña semilla está el secreto de la vida. 

¿Te animas a hacer tu propio germinado?

¿Tienes alguna otra metodología?

Espero disfrutes de este súper alimento y me cuentes tu experiencia.

¡Te muestro la vida según la veo!

¿Sabes cómo cultivar la Cúrcuma?

En un post anterior y les comparto el enlace para que lo visiten si no lo han leído Beneficios de la Cúrcuma les comenté sobre los beneficios medicinales de la cúrcuma, ahora les diré cómo cultivarla para que la usen de la manera más orgánica posible.

Les voy a contar mi experiencia en la reproducción de esta planta, les aclaro que no soy botánica ni agrónomo, pero desde niña innatamente he tenido la facilidad de hacerlo, así como mucha afinidad con las plantas, desde el amor y respeto por la Madre Tierra y ellas me responden de maravillosa manera.

´Raiz de Cúrcuma

Raíz de Cúrcuma

La Cúrcuma longa no produce semillas, así que, para reproducirla es necesaria multiplicarla mediante la raíz de la misma.

A finales del año pasado haciendo unas compras por el centro de la ciudad con unas amigas, nos encontramos a un señor que vendía especias y entre ellas veo una bolsita con unas raíces medio raras y cuando le pregunto qué es, nos responde es cúrcuma. En mi vida la había visto en persona, allí en mis manos, por lo menos no era común para mí, ya que solo la había visto en polvo y así la usaba en la cocina y para el té. Por supuesto que los ojos se me iluminaron, ya que yo tengo una tendencia casi compulsiva para germinar cuanta semillas se me cruza, sembrar y reproducir plantas, es algo que disfruto mucho. Por supuesto me traje las raíces de cúrcuma a casa.

Es una raíz como el jengibre, así que dije, debe ser de igual reproducción. Pero aquí puse a prueba algo muy importante, el poder de la mente. Compré 5 raíces y para no desperdiciar el preciado tesoro sólo puse a brotar una de ellas. En ese entonces alguien cercano a mí, dijo eso no va a germinar y en este clima no se va a reproducir es muy difícil. Y yo me lo creí, pero igual lo intente, pero fíjense lo poderosa que es la mente que usando todas mis técnicas conocidas no había manera de esa bella raíz se tornara visualmente viva. Pensé debe ser que es muy vieja, debe ser que esta persona tiene razón.

Me puse a investigar y en algún sitio decía hay que rebanarlas para que pudiera retoñar. Como ya tenía más de 3 meses y ni señales de vida pues lo hice. Como siempre lo hago con amor y pidiendo permiso a la planta las rebane y plante en tierra al cabo de dos meses veo salir al fin un brote y dije ¡VIVE! y lo celebré…. Y cambio mi mentalidad reaccione y me dice claro que si puede retoñar y convertirse en una hermosa planta y empezó la magia.

 

Busqué las otras cuatros raíces las puse como suelo hacer, primero con toda confianza y amor, sobre una servilleta húmeda en un ambiente cerrado. Las humedecí con agua, les hice Reiki (soy reikista) esto no es totalmente necesario pero es mi costumbre, las tape y en menos de una semana surgieron retoños de todas las raíces. Que felicidad y que lección importante para mí, cada quien crea su realidad y cuando dejamos que otros invadan e influencien nuestra mente, pues cedemos nuestra co-creacion con el universo y dejamos de ver la magia.

Raíz de cúrcuma retoñada

Luego de contada mi historia, que es sólo para darles confianza para adentrase en la reproducción de esta hermosa y benéfica planta si lo desean, les resumo los pasos a seguir para su reproducción:

1.- Toma la raíz de cúrcuma y colócala sobre servilletas húmedas en un ambiente cerrado para que conserve la humedad, es como una especie de invernadero, yo reciclo algún envase desechable plástico para este fin.

2.- Colócalo en un lugar protegido pero que reciba luz del día, es decir, que no lleve sol directo, pero si la iluminación de éste.

 3.- Deja pasar de una a dos semanas revisando cada semana si tienes que cambiar la servilleta por si toma mal olor, eso se evita al mantener cerrado el contenedor y colocando desde un principio agua filtrada. Si hay mal olor es que hay alguna contaminación que puede afectar el crecimiento de la misma. En ese caso toma las raíces con cuidado lávalas coloca una nueva servilleta y agua limpia.

4.- Cuando veas que ya empieza a brotar por las yemas, raíces y brotes de hojas cámbialas a tierra.

5.- En una maceta colócalas algo superficial pues la tierra puede quemar el pequeño brote de la hojita (me paso) colócala en el jardín al aire libre pero protegida del sol, que no le llegue luz directa del sol.

6.- Muy rápido empiezan a crecer estas hojitas y poco a poco las vas a acercando para que reciban algo de luz de sol, es para que se adapten de estar de la sombra al sol.

7.- Cuando veas que los retoños están más grandes y fuertes coloca la planta en un lugar que reciba sol directo al menos 4 horas al día, ya que, necesita luz del sol para crecer adecuadamente.

8.- Luego de unos 10 meses y si ves la planta bien desarrollada ya podrás ir cortando los rizomas para usarlos. Tendrías que, con mucho cuidado cavar la tierra y cortar el pedacito de raíz que necesites utilizando un cuchillo bien afilado para no dañar el resto de la raíz que vas a dejar.

La cúrcuma es una planta tropical, por lo que necesita calor y humedad para crecer.

La planta de la cúrcuma si la cuidas bien y la riegas al menos 3 veces a la semana te recompensará y crecerá por muchos años.

Así va mi plantita en este momento

 

 

Y listo a disfrutar de tu nueva planta súper poderosa de cúrcuma.

¿Te animas a plantar tu propia cúrcuma?
Déjenme dicho en los comentarios

Gracias por leerme,

Wendy

Te muestro la vida según la veo.

Beneficios de la Cúrcuma

Cúrcuma en polvo

Cúrcuma en polvo

La Cúrcuma también conocida como Tumeric  cuya planta se llama Cúrcuma Longa, es una especie o condimento que se usa para dar sabor y color a los alimentos, muy empleada en la India. Si te gusta la mostaza la debes conocer porque se utiliza como colorante de éstas.
La curcumina que es el principal activo de esta poderosa raíz y es el fitoquímico que le da ese color amarillo pero, además de ser colorante posee propiedades medicinales para diferentes dolencias. 

 

Propiedades benéficas naturales de la Cúrcuma

* La curcumina un poderoso antioxidante protegiendo a nuestro organismo de los efectos nocivos que causan los radicales libres

* Interfiere con la capacidad de las células cancerosas para desarrollarse, multiplicarse, sobrevivir e invadir tejidos sanos. La curcumina también estimula la muerte de las células cancerosas.

* Posee propiedades antiinflamatorias, es por ésto, que es una especia recomendable para aquellos que sufren artritis reumatoide, osteoartritis, dolores de espalda, pues ayuda a calmar el dolor y a eliminar toxinas del organismo

* Mejora la circulación sanguínea 

* Durante los resfriados ayudar a eliminar la mucosidad bronquial y a abrir nuestras vías respiratorias.

* Es útil para tratar el asma

* Mejora la digestión de los alimentos por sus propiedades carminativas que ayudan a aliviar cólicos y flatulencias.

* Protege el hígado actuando como un tónico biliar y facilitan la desintoxicación del hígado para garantizar su buen funcionamiento.

* Fortalecen el sistema inmunológico para aumentar las defensas contra los virus y bacterias que causan infecciones.

* Reducir el riesgo de sufrir enfermedades como el alzhéimer.

* Tiene una acción antiespasmódica que puede ayudar a reducir los cólicos menstruales.

´Raiz de Cúrcuma

Raíz de Cúrcuma

La cúrcuma tiene un efecto muy similar al del ibuprofeno gracias a su alta concentración de curcumina, que también funciona como un inhibidor de la enzima COX-2 aliviando el dolor y desinflamando, con la ventaja de ser un producto natural con casi ningún efecto negativo.

¿Cómo preparar un té de Cúrcuma?

La verdad es muy sencillo.

Ingredientes

  • 2 cucharadas de raíz de cúrcuma fresca rallada, o 1 cucharadita de cúrcuma en polvo.
  • 1 litro de agua
  • Miel y limón fresco.

Se pueden agregar una pizca de pimienta negra y jengibre para potenciar los resultados benéficos.

¿Cómo prepararlo?

Llevar el agua a ebullición, en ese momento se le agrega la cúrcuma.

  • Si se utiliza cúrcuma fresca rallada, se deja a fuego durante 15 o 20 minutos.
  • Si la cúrcuma es en polvo, se deja hervir solo 10 minutos.

Pasado ese tiempo se deja reposar unos minutos y se filtra, mediante una tela y se le agrega el limón y miel al gusto. Se consume caliente.

Esta planta es conocida en Hawaii como Olena y se usa como un poderoso purificador. Se mezcla agua con sal y cúrcuma y luego se rocía por el lugar que se desea limpiar y purificar de energías discordantes.

En un siguiente post les hablare de mi experiencia en el cultivo de esta magnífica planta. Si deseas puedes seguir este enlace y leerlo ¿Sabes cómo cultivar la Cúrcuma?

 

Retomemos nuestra naturaleza antigua y sigamos los consejos de la intuición.

“Quien conoce la naturaleza no debería estar nunca enfermo”

Dice un refrán ruso

¿Ya usabas la cúrcuma con fines medicinales?
¿Le tienes algún otro uso? Déjenme dicho en los comentarios

Gracias por leerme,

Wendy

Te muestro la vida según la veo.

Advertencia:  Lo que se sugiere en este post no es una guía para auto medicarse ni para sustitución de medicamentos y siempre debe consultar con su medico. Las dosis y modos de aplicación son generales como se usaban en antaño y no contemplan reacciones alérgicas o reacciones propias de cada persona.